Navimedia

Vídeos formativos, la escuela de hoy

Los vídeos formativos representan un pilar en el mundo de la formación hoy en día. Hace tiempo que dejó de ser un sueño el poder pausar la clase, o pasarla más deprisa, y cada vez son más alumnos los que deciden hacerlo.

Los vídeos formativos han llegado para quedarse y esa es una estupenda noticia, porque aporta muchísimo más valor y ventajas frente al modelo tradicional y porque, además, sirve como producto publicitario.

Sin duda, vivimos en una era emocionante. Gracias al desarrollo de la tecnología, la información está al alcance de todos. A golpe de clic. Tanto es así que, tal vez, haya demasiadas fuentes de conocimiento en un mundo en el que la capacidad atención y el tiempo son cada vez más escasos. Por ello, transmitir la información de forma atractiva y óptima –en cuanto a esfuerzo y tiempo se refiere– es la gran tarea en este sector.

¿Qué son los vídeos formativos?

Los vídeos formativos son la respuesta a cómo transmitir de forma atractiva y eficaz un conocimiento, sea este de la clase que sea. Da igual si se trata de un centro de estudios que quiere digitalizar sus clases o de una empresa que quiere formar a sus empleados en la nueva plataforma que acaban de adquirir: es un método válido para cualquier tipo de formación.

¿Para qué gastar tiempo y recursos en una clase presencial pudiendo grabarla en vídeo y hacerla accesible a cualquiera desde su casa y a su propio ritmo? Sin duda es una tendencia rompedora que cambia las relaciones entre profesor y alumno. Y a la vez dota a la enseñanza de un dinamismo y una personalización difícilmente alcanzable con otros métodos.

Transmitir la información de forma atractiva y óptima –en cuanto a esfuerzo y tiempo se refiere– es la gran tarea en este sector.

Por supuesto, no basta con grabar una clase y ya está.  Bien utilizados, los recursos audiovisuales pueden dotar por sí mismos de emoción y fluidez a la transmisión de información. Elementos imprescindibles para un buen vídeo de formación.

¿Qué ventajas aportan estos vídeos?

1. La gente prefiere vídeo

De la misma forma en que un vídeo corporativo va a triunfar sobre una descripción detallada de cómo funciona la empresa, el estudiante prefiere vídeo a texto a la hora de formarse.

2. Flexibilidad

Como ya hemos señalado, bajo este formato el alumno decide sus tiempos y puede optar por realizar varias clases en un mismo día o repartírselas durante la semana. Así no gasta tiempo en adaptar sus horarios como sí requeriría una formación presencial.

3. Es una alternativa barata

Una vez hecho un vídeo, la clase ya está dicha. No hace falta tener en nómina a un formador durante los meses que dure el curso.

4. Innovación=diferenciación

Una alternativa como son los vídeos formativos son una promesa interesante para cualquier beneficiario del curso y además una forma de marcar distancias con las demás empresas que ofrezcan cursos similares.

5. Profesionalidad

Una producción audiovisual adecuada, con recursos cuidados y grabación de alta calidad puede potenciar cualquier mensaje. Y eso incluye, por supuesto, a los vídeos de formación.

En definitiva, los vídeos formativos son un recurso útil y completo. En la era de la información, más vale ofrecerla de la forma más accesible posible.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn